Pastoral Family Counselor

(Español debajo)

Shane listens to the client without judging and only to understand.  Counseling is a process which allows a therapist to help the client identify issues causing a problem and find a solution.  Counselors do not give advise as much as they ask questions.  The questions are designed to help the clients find the solutions that will best work for them.  Often times clients lack helpful information and a therapist is able to provide it but not with advise or instructing the client what they should do.

Shane is trained to help families with difficulties due to transitions in life and those in crisis.  Common issues include preparation for marriage,  transitioning from newly weds to new parents, postpartum depression, parenting teenagers, extended unemployment, loss of a loved one, grave illness, divorce, alcoholism and loss of faith.

Shane’s areas of expertise are parenting, alcoholism, substance-abuse, codependency, divorce trauma and post-divorce issues including step-families and co-parenting.

Shane is a recovered drug addict, alcoholic and father of two children ages 17 and 19 and a stepson age 20. He got clean and sober as a teenager after living on the streets. He later married and had children. The marriage lasted 18 years. His wife left and he was awarded custody of the children. He married his current wife after being a single dad for six years.

 

ESPAÑOL

Shane escucha al cliente sin juzgar y solo para entender. La asesoría es un proceso que le permite al terapeuta ayudar al cliente a identificar los raizes que causan un problema y encontrar una solución. Los consejeros no aconsejan tanto como hacen preguntas. Las preguntas están diseñadas para ayudar a los clientes a encontrar las soluciones que mejor funcionen para ellos. A veces, los clientes carecen de información útil y un terapeuta puede proporcionarla, pero nunca lo aconseja o le dice al cliente qué debe hacer.

Shane está capacitado para ayudar a las familias con dificultades debido a las transiciones en la vida y a las personas en crisis. Los problemas comunes incluyen la preparación para el matrimonio, la transición de recién casados ​​a nuevos padres, depresión posparto, crianza de adolescentes, desempleo prolongado, pérdida de un ser querido, enfermedad grave, divorcio, alcoholismo y pérdida de la fe.

Las áreas de especialización de Shane son el alcoholismo, el abuso de sustancias, la codependencia, el trauma del divorcio y los problemas posteriores al divorcio, incluidas las familias de reconstruidas y la practica de ser compañeros de crianza.

Shane es un adicto a las drogas recuperado, alcohólico y padre de dos niños de 17 y 19 años y un hijastro de 20 años. Se puso limpio y sobrio cuando era adolescente después de vivir en las calles. Más tarde se casó, tuvo hijos. El matrimonio duró 18 años. Su esposa se fue y él recibió la custodia de los niños. Se casó con su esposa actual después de ser padre soltero durante seis años.